Verdad y posverdad

alt-facts

Mucho se está hablando de la posverdad, especialmente en relación con la política. Pero posiblemente no sea más que una palabra, algo pretenciosa, para referirse a un fenómeno que venimos observando en otras áreas. Acá, una reflexión al respecto.

A continuación se transcribe de manera completa el artículo original publicado en Perfil el 19 de febrero de 2017. Los únicos cambios respecto de esa versión son los hipervínculos agregados:

 

Verdad científica y posverdad mediática: conflicto de intereses

Para muchos, el año 2016 estuvo marcado por dos hechos políticos: la elección de Donald Trump como presidente de Estados Unidos y el referéndum de Brexit en el Reino Unido. Pero, para algunos de nosotros, el hecho fundamental fue que el diccionario Oxford eligió posverdad como palabra del año. Definida como “las circunstancias en las que los hechos objetivos influencian menos a la opinión pública que las apelaciones a la emoción o a las creencias personales”, la palabra posverdad empezó a aparecer por todos lados, como una explicación mágica y teleológica. “Claro, estamos en la época de la posverdad, y por eso pasó esto”. Pero ese tipo de explicación de la posverdad es apenas una forma más de la posverdad. No explica nada. Más parece una justificación ex post que ni siquiera busca intentar entender el fenómeno a fondo.

Claro que hay una relación entre Trump y Brexit, y la posverdad. Sigue leyendo

Estuve investigando y…

Words, words, words…

sherlock-holmes-147255_960_720Ya hablamos varias veces acá acerca de que a veces las palabras significan distintas cosas según el ambiente en el que uno se está manejando. Por ejemplo, la palabra teoría o la palabra evolución. Llegó el momento de discutir la palabra investigar, que en ciencia significa algo bien distinto que en el lenguaje de todos los días.

Investigar es intentar sistemáticamente descubrir algo. Por ejemplo, investigan los científicos en sus laboratorios, pero también los detectives en las novelas policiales y también quienes queremos entender mejor cualquier tema. Es evidente, entonces, que hay distintas metodologías de investigación y distintos tipos de investigación. Acá nos enfocaremos en distinguir dos de ellos: la investigación científica y la investigación bibliográfica. Mientras que los métodos de la primera se restringen a las ciencias experimentales, los de la segunda sirven para cualquier rama del saber, desde la ciencia misma, a las letras o la cocina.

Cuando hablamos de investigación científica, a partir de la observación de un fenómeno se plantean hipótesis que serán apoyadas o refutadas por medio de experimentos, observaciones o el análisis de datos. El objetivo es la producción de un conocimiento nuevo, o la refutación de algo que se creía verdadero. Este tipo de investigación es realizado generalmente por profesionales como, por ejemplo, los científicos. Sigue leyendo

La violencia machista y la cultura del dato

Soy mujer. Soy argentina. Soy la madre de unos y la hija de otros. Soy bióloga. Soy docente. Soy descendiente de una familia que llegó a América con los conquistadores. Soy descendiente de una familia que fue casi totalmente exterminada en la Shoá. Soy muchas cosas y, a lo largo del tiempo, soy muchas cosas distintas. Como todo el mundo, ¿no?

¿Importa todo esto? La verdad que no. Salgamos de la trampa del “¿desde dónde lo decis?”. Es totalmente irrelevante quién soy para lo que voy a decir ahora. Porque quiero hablar de ideas que tienen que ver con el mundo, con eso que está ahí afuera y que podemos tratar de entender mejor si buscamos las evidencias adecuadas. Para evaluar estas ideas, lo que necesitamos es ver qué evidencias las sostienen, tenemos que analizar qué se dice y no quién lo dice.

La otra muleta mental que circula es la pregunta de “¿A quién le sirve lo que decís? ¿A quién sos funcional?”. Tampoco esto me importa demasiado. Creo que si uno quiere cambiar el mundo más que quejarse de él, es esencial saber cómo es ese mundo, qué cosas pasan en él y cómo son. Saber siempre es mejor.

niunamenosMe importan, y mucho, el feminismo y sus luchas. Comparto gran parte, aunque no todos, sus planteos principales. Creo que Ni Una Menos es una gran iniciativa que permitió mostrar lo que para muchos estaba oculto, y que otros preferirían que siguiera oculto. Motivó tanto a mujeres como a hombres a pensar su rol en estos temas. Y esa reflexión siempre es buena. Siempre dispara la posibilidad, que no siempre sucede, de cambiar un poco las cosas en la dirección de más igualdad, de menos violencia, de más justicia.

Por ambas cosas, por mi interés en poner lo que sabemos en una base firme, y por mi interés en el feminismo, es que veo con mucha preocupación la encuesta que se publicó hace muy poco bajo el nombre de Primer Índice Nacional de Violencia Machista.

Sigue leyendo

No, la teoría de la evolución de Darwin no está en jaque

Una de las muchas cosas bonitas de la ciencia es que sus afirmaciones se basan en evidencias que, gracias a nuestra creatividad e imaginación, logramos interpretar para darles sentido. Estas ideas creadas por nuestros cerebros pueden ser muy simples o muy complejas pero siempre, siempre, deben estar construidas sobre un andamiaje de evidencias bien concretas. Esto, de por sí, diferencia a la ciencia de otras disciplinas. En ciencia, si una afirmación no está sostenida por evidencias, no la consideramos válida. Punto. Ahí entran las hipótesis no comprobadas, las opiniones, o las intuiciones que uno pueda tener.

Una de las más maravillosas ideas teóricas generadas a partir de evidencias es la Teoría de la Evolución. Ya discutimos acá que la palabra teoría no significa lo mismo en ciencia y en el lenguaje de todos los días. También hablamos ya acerca de la Teoría de la Evolución.

¡Qué sorpresa la nuestra cuando vimos que esta Teoría aparentemente estaba “en jaque”! El portal de Divulgación y Noticias Universitarias “Argentina Investiga” publicó una breve nota titulada “La teoría del a evolución de Darwin, en jaque“: Sigue leyendo

La ciencia como cultura

Trudeau2016Hace pocos días, el joven Primer Ministro de Canadá, Justin Trudeau, hizo algo que enamoró a los nerds del mundo.

Trudeau visitó el Perimeter Institute, el primer instituto de Canadá dedicado a la física teórica, para anunciar un gran financiamiento. Parte de lo que se investiga allí es teoría cuántica básica pero que tiene aplicaciones bien concretas en información y computación cuántica.

En la conferencia de prensa, un periodista le preguntó:

“Iba a pedirle que explicara la computación cuántica.. ja ja, ¿pero cuándo espera que recomience la misión canadiense ISIL, y no haremos algo mientras tanto para prepararnos?”

A lo que Trudeau respondió, como se puede ver en el video que está más abajo (en inglés), con una explicación muy breve, muy básica, clara y correcta, de lo que es la computación cuántica, que fue la primera parte de lo que preguntó el periodista. Los medios de comunicación levantaron esto y el video se viralizó. Sigue leyendo

Por qué la gente está confundida acerca de lo que piensan los expertos

Consensus_Gap_med

Hay una frecuente confusión acerca del hecho de que en la ciencia cualquier afirmación puede ser destronada si aparecen evidencias que la contradicen. Esto es, en esencia, absolutamente cierto, pero muchas veces ignora otra cuestión central: para destruir una idea científica que está apoyada por evidencias muy fuertes, hace falta que las nuevas evidencias sean aun más poderosas.

En muchos temas, la opinión de los científicos no es homogénea. Esto puede deberse a muchas cuestiones particulares, como que las investigaciones sean muy recientes y sus resultados aun ambiguos, o que haya influencias externas, como en cuestiones que resuenan especialmente en la política o en la sociedad, por ejemplo. El consenso acerca del calentamiento global es enorme, pero aun así se siguen escuchando, y destacando, opiniones que se oponen a la idea de que el cambio climático existe y es provocado por la acción humana.

¿Qué implica esta discusión acerca de los consensos en ciencia cuando los temas despiertan interés en el público general? ¿Qué consecuencias trae esto al tener que definir políticas públicas? Cuando a esto le sumamos el papel de los medios de comunicación, todo se vuelve más complejo. Es habitual que los medios le den la palabra a los “dos lados” de una discusión. Es muy valioso que hagan esto, especialmente cuando las opiniones difieren ya que, de esta manera, se le da la oportunidad al lector, o al oyente, de oír las “dos campanas”. Pero, en el caso de la ciencia, si de un lado tenemos una afirmación científica que está sostenida por evidencias, y del otro lado una opinión que no lo está, ¿deben mostrarse ambos? Esta discusión está muy presente desde hace algún tiempo, y ya estuvimos hablando de esto anteriormente, como por ejemplo acá.

Derek J. Koehler es profesor de psicología en la Universidad de Waterloo y recientemente publicó un artículo en el diario The New York Times. En él habla un poco de estos temas y cuenta las investigaciones que estuvo haciendo al respecto. Para abrir la discusión, a continuación lo reproducimos completo y en español. Comentarios más que bienvenidos. Sigue leyendo

No hay controversia: ¡la homeopatía no funciona!

Hace unos días, una nota en un diario argentino comenzaba así:

homeopatia clarin

¿”Polémica eterna”? Como dijo mi amigo Rodrigo Laje, “no hay polémica si hay evidencia de un lado y opiniones del otro.”

La homeopatía es una terapia alternativa inventada (¿los homeópatas dirían “descubierta”?) por Samuel Hahnemann a fines del siglo XVIII. Está basada en dos ideas principales: Sigue leyendo