Science. It works, bitches

No se trata de que algunos “creemos” en la ciencia y otros no tanto. Yo no creo que las especies evolucionamos por selección natural porque, si metemos la idea de “creencia” en la afirmación, parece que soy una “seguidora de Darwin“. Yo concluyo que es así porque analizo las innumerables evidencias que sostienen la Teoría de la Evolución y valoro su capacidad predictiva. Eso pasa con las teorías en las ciencias: son cuerpos de conocimiento tan poderosos (poderosos desde las evidencias y desde cómo van incorporando las evidencias e ideas nuevas) que son lo más cercano a un hecho que podemos plantear en ciencia. Entonces, estoy del “lado” de la ciencia, no porque crea en ella como si fuera un acto de fe, sino porque funciona.

“Science” http://xkcd.com/54/

En la ciencia, las predicciones no son como un horóscopo. Ya discutimos un poco sobre eso al comentar la detección de ondas gravitacionales. Son, en cambio, algo de este estilo: “si esta idea que tengo es realmente así, entonces, debería encontrar tal cosa”, o “debería medir tal cosa y daría este valor”, o “debería detectar tal cosa que nunca se detectó antes”. Cuando finalmente se cumplen, son una nueva evidencia de que mi idea original está yendo en el rumbo correcto. A veces, temporalmente tenemos primero evidencia y luego interpretación, y otras primero idea y luego evidencia. Sigue leyendo

Predicciones

DetectionSlide ligo

El más importante anuncio científico de febrero de 2016 fue, sin duda, el de la detección de ondas gravitacionales. El 11 de febrero, el Observatorio de ondas gravitacionales por interferometría láser, conocido como LIGO por sus siglas en inglés (Laser Interferometer Gravitational-Wave Observatory), confirmó la detección de este tipo particular de onda.

¿Por qué este anuncio fue tan relevante? Fue la primera vez que se logró detectar las ondas gravitacionales. Parece trivial pero, si las detectamos, quiere decir que efectivamente existen. Y no lo sabíamos hasta ahora. Sin embargo, la idea de que debían existir ya tiene 100 años: la Teoría de la Relatividad General que Einstein postuló predice que estas ondas se generan, y en principio podrían medirse, cuando en el Universo ocurren fenómenos que involucran a objetos de mucha masa (pero mucha en serio, como choques de galaxias, agujeros negros que se forman, etc.). Sigue leyendo

La tierra se mueve

La tierra se mueve. Y no nos referimos a la vueltita que da sobre su eje ni al giro anual alrededor del sol. ¿Estuvieron alguna vez en un terremoto? La tierra se mueve, pero no de la misma manera en todos lados. Por ejemplo, si en Santiago de Chile los terremotos son frecuentes, en Buenos Aires son a lo sumo un eco lejano.

El Cinturón de Fuego del Pacífico

El Cinturón de Fuego del Pacífico

¿Dónde ocurren los terremotos? La zona más sísmica del mundo se encuentra en las costas del Pacífico, formando una especie de semicírculo que abarca Indonesia, Japón hacia el norte, y yendo hacia el sur por la costa oeste de América. Esta zona es conocida con el hermoso – y temible – nombre de Cinturón de Fuego, o Anillo de Fuego del Pacífico.

¿Qué es lo que causa que la tierra tiemble de tal manera? Hoy sabemos que la tierra y los mares están sobre enormes placas que se deslizan. A veces estas placas chocan entre sí y se rompen. Esto libera muchísima energía que provoca que el suelo se sacuda con violencia generando los terremotos.

Sabemos que los continentes se mueven. Casi parece evidente ahora, ¿pero cómo se llegó a entender esto? Veremos a continuación la historia de este descubrimiento, haciendo especial énfasis en el fascinante camino mental que construyeron distintos científicos. Sigue leyendo

El comienzo del universo

Arno Penzias y Robert Wilson en los Laboratorios Bell

Arno Penzias y Robert Wilson en los Laboratorios Bell

¿El universo siempre existió o tiene un comienzo?

Esta pregunta que parece no tener fondo, que venimos heredando desde los comienzos de la humanidad y que distintas civilizaciones han respondido de diferentes maneras, todavía acosaba a los cosmólogos durante el siglo XX. Había partidarios de ambas posturas, pero no había evidencias muy fuertes que apoyaran una idea u otra. Hacía falta obtener al menos una evidencia poderosa, un dato obtenido mediante observación o experimentación, que permitiera dirimir la cuestión. Esta evidencia llegó de la mano de dos científicos, Arno Penzias y Robert Wilson, que descubrieron un fenómeno que permitió validar la idea de que el universo se había originado en algún momento mediante una enorme explosión.

¿Pero cómo se descubrió esto, qué era y qué significaba? En esta historia lo contamos.

Una empresa privada con visión cosmológica

A principios del siglo XX, varios astrónomos se dedicaban a estudiar el universo y, para financiar sus investigaciones, recurrían a filántropos millonarios o reyes. Después de todo, necesitaban mucho dinero para construir telescopios cada vez más poderosos. Sigue leyendo